Si, Acepto
Aquesta web utilitza cookies per obtenir dades estadístiques de la navegació dels seus usuaris. Si continua navegant considerem que accepta el seu ús. Llegir més

Cistella de la compra

Memorias de un exnazi. Veinte años en la extrema derecha española

Autor David Saavedra

Editorial EDICIONES B.

Memorias de un exnazi. Veinte años en la extrema derecha española
-5% dte.    19,90€
18,90€
Estalvia 0,99€
Disponible online, rep el teu llibre en 24/48 h laborables
Enviament gratuït a partir de 19€
Espanya peninsular

«Admiré la Alemania que creó Adolf Hitler. Me rapé el pelo al cero y adopté la estética skinhead. Me tatué la espalda con un enorme retrato de Rudolf Hess, lugarteniente del Führer. Contribuí a crear diverso...

Llegir-ne més...
  • Editorial EDICIONES B.
  • ISBN13 9788466669603
  • ISBN10 8466669604
  • Tipus LLIBRE
  • Pàgines 396
  • Col.lecció No ficción #
  • Any Edició 2021
  • Idioma Castellà
  • Encuadernació Rústica
  • Audiència General / Comerç

Memorias de un exnazi. Veinte años en la extrema derecha española

Autor David Saavedra

Editorial EDICIONES B.

«Admiré la Alemania que creó Adolf Hitler. Me rapé el pelo al cero y adopté la estética skinhead. Me tatué la espalda con un enorme retrato de Rudolf Hess, lugarteniente del Führer. Contribuí a crear diverso...

-5% dte.    19,90€
18,90€
Estalvia 0,99€
Disponible online, rep el teu llibre en 24/48 h laborables
Enviament gratuït a partir de 19€
Espanya peninsular

Detalls del llibre


«Admiré la Alemania que creó Adolf Hitler. Me rapé el pelo al cero y adopté la estética skinhead. Me tatué la espalda con un enorme retrato de Rudolf Hess, lugarteniente del Führer. Contribuí a crear diversos grupos NS, nacionalsocialistas. Me preparé físicamente para la batalla, participando en entrenamientos físicos extremos en la sierra de Madrid. Igual de rápido que ascendí hasta la cima de la organización, me despeñé por un precipicio que me situó a las puertas del terrorismo. Un día empecé a dudar. Inicié un proceso que arrasó mi identidad. El alcoholismo y el cañón de una pistola metido en la boca fueron la señal de que había tocado fondo.




Si hace diez años me hubieran dicho que acabaría escribiendo este libro, sin lugar a dudas me habría arrojado de un puente para evitarlo. Decir que pasé dos décadas en la ultraderecha no reflejaría lo que viví. Fue mucho más que asumir una ideología.




Disfrazado de ideología política, el fanatismo amenaza con volver a irrumpir en nuestra sociedad. Es posible detenerlo.»